Adiós a los coches diésel

Por Manuel Peña

¿Estamos ante la desaparición de los coches con motor diésel? En un futuro cercano no, pero si queremos contribuir contaminando menos para frenar el calentamiento global, debería de tener sus días contados. Y es que, las emisiones de óxido de nitrógeno de los coches diésel son muy superiores en condiciones reales a las registradas en los test de laboratorio. Los eurodiputados han llegado a la conclusión de que la Comisión Europea y los gobiernos no están actuando para proteger la calidad del aire y la salud pública, aún sabiendo desde hace más de diez años, que las emisiones reales de óxido de nitrógeno son muy superiores a las medidas tomadas en el laboratorio.

El caso huele bastante mal porque en su momento ninguna autoridad intervino ni investigó la existencia de dispositivos de desactivación. Después del escándalo de las emisiones de septiembre de 2015, la Comisión Europea dejó la responsabilidad de investigar los casos en manos de los países, sin presionar. Las autoridades de cada país no sancionaron a los fabricantes ni exigieron la retirada de estos coches defectuosos. Por todo esto, el eurogrupo considera que se deben seguir unas pautas con respecto a los motores diésel.

Continúa »