Planchar la ropa será historia en 2018

Por Olga Cid

Imagen: Tersa Steam

Siempre habrá alguien que diga que planchar le relaja mucho, pero para una persona normalmente constituida, el trabajo de plancha es de los más ingratos de la casa. De pie, soportando el calor, forzando la postura y agotando la fuerza del brazo con el peso dela plancha, nosotros preferimos relajarnos en una tumbona con un buen libro. No siempre es posible, porque nos debemos a nuestras obligaciones, así que hay que apechugar y planchar, al menos, lo imprescindible.

Continúa »